Causas de la pérdida de audición

Hay muchos factores que causan la pérdida de audición y entre los más comunes están la exposición crónica al ruido muy fuerte y la edad. Este trastorno es bastante complejo y puede llegar a presentarse en cualquier etapa de la vida.

El oído es un órgano delicado, por lo que te invitamos a seguir leyendo, aquí podrás informarte de las causas, síntomas y qué hacer en estos casos.

¿Qué es la pérdida de audición?

La pérdida de audición es la incapacidad de escuchar sonidos que pueden llegar a tener en uno o ambos oídos de manera total o parcial. Esto es bastante común en adultos mayores, sin embargo, hay muchos jóvenes que lo padecen por falta de cuidado y atención a sus oídos. Entre los casos más comunes se debe a la exposición constante al ruido fuerte y a la mala higiene.

La pérdida de la audición es también conocida como hipoacusia, este trastorno, dependiendo la gravedad, puede o no curarse. La pérdida del sentido de la audición se divide en cuatro grados: leve, moderado, severo y profundo.

Causas que provocan pérdida auditiva

Existen varios motivos por los que se puede dejar de oír, el más frecuente, ya mencionado anteriormente, es el envejecimiento, por lo que perder la audición es natural al hacerse mayor. También es usual, por estar rodeado de sonidos fuertes, ya sea en el trabajo o por simplemente escuchar música muy fuerte.

Otras causas de la pérdida auditiva llegan a ocurrir por otros factores como:

  • Infecciones en el oído y tumores.
  • Factor genético o hereditario.
  • Acumulación de cera o cerumen.
  • Perforación en la membrana del tímpano.
  • Lesiones y fuertes golpes en la cabeza.
  • Algunos medicamentos.
  • Enfermedades como la meningitis.
  • Malformación en la oreja.
  • Ruidos laborales y deportes recreativos.

Algunas de estas causas, como las infecciones, después de un diagnóstico y tratamiento, puede recuperar la audición perdida y llegar a mejorarla. Sin embargo, hay otras causas que llegan a la sordera total.

Tipos de pérdida auditiva

Hay varios tipos, las dos principales son la neurosensorial y la conductiva.

1.    Pérdida auditiva conductiva

Esto ocurre, principalmente, cuando algo bloquea al oído externo, reprimiendo el sonido e impidiendo que llegue al oído interno. Esto se debe a infecciones, como líquido en los oídos o acumulación de cerumen.

2.   Pérdida auditiva neurosensorial

Ocurre cuando existen molestias en el oído interno o, en algunos casos, dificultades en la conexión del oído interno y el cerebro. Este se debe a algún daño ocasionado al nervio auditivo o a las células ciliadas de la cóclea. Una frecuente causa de pérdida de audición de este tipo, es un golpe fuerte o una infección grave.

3.   Pérdida auditiva mixta

En este caso, la pérdida de audición se debe a la combinación de las dos anteriores, es decir, tanto la conductiva como la neurosensorial, por cuanto es posible tener problemas tanto en la conducción del sonido como en las células ciliadas.

Síntomas

Algunos signos y síntomas de pérdida auditiva que pueden alertarle, son:

  • Dificultad para comprender palabras, especialmente, en ambientes ruidosos.
  • Problemas para oír las consonantes y sonidos agudos.
  • Escuchar las voces mal articuladas.
  • Dificultad para seguir conversaciones.
  • Sensación de mareos o desequilibrio.
  • Zumbidos en los oídos.
  • Impresión de sonidos fuertes en un oído.
  • Sensación de presión.

Si en algún momento llega a sentir alguno de estos síntomas o pierde la audición repentinamente, le recomendamos ir al médico lo antes posible, y aún más, si la pérdida auditiva afecta su vida diaria.

Diagnósticos recomendados por especialistas

Perder la audición implica muchas cosas, dentro de las cuales está la comunicación, que es fundamental para llevar a cabo nuestra vida. Siendo muy importante asistir a un especialista si llegase a ocurrir. Algunos diagnósticos son:

  • El examen físico de los oídos, para determinar las posibles causas, como infección o cerumen.
  • El análisis de descubrimiento general, que consiste en una serie de susurros, para determinar el grado de sordera.
  • Hay pruebas que se usan a través de aplicaciones, y pueden utilizarse por cuenta propia.
  • Los exámenes con diapasón son utilizados, no solo para determinar la pérdida auditiva, sino también para descubrir dónde ha ocurrido el daño.
  • Las pruebas realizadas con audiómetro son exhaustivas pero efectivas, determinando el tono de sonido tenue.

La mayoría de estas pruebas las realiza un audiólogo y son necesarias para determinar cuán grave es la pérdida auditiva.

Tratamientos

El especialista después de hacer la revisión y diagnosticar la causa, mandará un tratamiento el cual estará basado, además de la causa, en la magnitud de la pérdida auditiva. Las opciones, son la extracción del tapón de cerumen, los audífonos para sordos, procedimientos quirúrgicos e implantes de cóclea.

Para ello, es importante saber los tipos de aparatos auditivos que existen y saber cuanto cuestan los aparatos auditivos.

Cuida tus oídos

Perder la audición implica muchos cambios en la vida diaria, como el cambio de lenguaje. Por lo que es recomendable cuidar los oídos previendo entornos de ruido muy fuerte y manteniendo una buena higiene.

Nuestro blog

En esta sección del blog encontrará novedades de productos para personas con pérdida de audición y consejo sobre productos de nuestra web así como tipos de audífonos y marcas que puede encontrar en el mercado .

También comentaremos los distintos precios que puede encontrar en los distintos centros auditivos y consejos para el cuidado del oído para aquellas personas que tienen pérdida de audición como para prevenirla .

Quieres mejorar tu audición