¿Con qué nivel de decibelios es necesaria la protección auditiva según la normativa actual?

La aprobación del Real Decreto 286/2006 (en adelante RD 286/06), deroga el anterior Real Decreto 1316/1989, y ha impulsado un cambio importante en el enfoque de la evaluación de los riesgos derivados de la exposición al ruido. Según declara el R.D.286/06 es obligatorio el uso de protectores auditivos en todos aquellos puestos de trabajo en los que se sobrepasen los 85 dB de nivel continuo equivalente o que presenten picos de ruido superiores a 137 dB.

El Real Decreto recomienda la utilización de la protección auditiva en todos los puestos de trabajo en los que se superen los 80 dB(A) o picos de 135 dB. Es importante que se utilice protección en todas las operaciones especiales que sean ruidosas, principalmente en aquellas que por ser de corta duración se consideran poco significativas, aunque no se supere el nivel de 87 dB(A) de nivel continuo equivalente o picos de 140 dB. 

Este decreto va a incluir los trabajadores de los medios de transporte aéreo y marítimo, el sector de la música y el ocio, para cuyos trabajadores y empresarios está prevista la elaboración de un Código de conducta con orientaciones prácticas.

Evaluación de la Exposición al Ruido

Es importante la evaluación de la exposición diaria de un trabajador al ruido, el nivel diario equivalente, se expresa en dB(A), una medida calculada y referida a 8 horas diarias, que es lo usualmente trabajado. La ley dice que en aquellos puestos de trabajo en los que el nivel diario equivalente supere 80 dB(A), el empresario deberá suministrar protectores auditivos a los trabajadores expuestos.

 En los puestos de trabajo en los que el nivel diario equivalente o el nivel superen 85 dB(A) respectivamente, es obligatorio que todos los trabajadores utilicen protectores auditivos, como es señalado según lo dispuesto en el RD 286/2006, de 10 de marzo, sobre la protección de la salud y la seguridad de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición al ruido.

Evaluación de la atenuación acústica

La evaluación de la atenuación acústica en el ambiente laboral es crucial para conocer qué protectores auditivos son necesarios. Los métodos de evaluación están recogidos en la norma ISO 4869:

Existe el método Banda de Octava que especifica ocho valores de atenuación en decibelios en ocho frecuencias diferentes: 63 125 250 1000 2000 4000 6000 8000. Los valores de protección asumida (APVf) son valores de atenuación mínimos de cada frecuencia. Estos valores se pueden obtener sustrayendo, para cada referencia considerada, la atenuación media del protector en Altas (H) y Bajas (L) frecuencias.

Otro método es el método HML que especifica tres valores de atenuación en decibelios, determinados a partir de la atenuación por banda de octava del protector. Las letras HML representan la atenuación media del protector en Altas (H), Medias (M) y Bajas (L) frecuencias.

El método SNR especifica un solo valor de atenuación, la Reducción Simplificada del Nivel de Ruido. El valor SNR indica la atenuación media del protector en todas las bandas de frecuencia.

Los valores HML y SNR no son derivados de una media aritmética de los valores de protección asumida de la medición en bandas octava, sino que se derivan de la aplicación de formas logarítmicas indicadas en la norma ISO 4869.

Recomendaciones sobre la protección auditiva

  1. Evitar sobre-protección

 La primera recomendación que se realiza es de evitar elegir protectores que proporcionen demasiada atenuación del ruido porque puede generar problemas de comunicación en el trabajo o puede resultar menos confortables con lo cual el tiempo que el usuario los lleva puestos se verá reducido.

  1. Confort

El confort es muy importante al momento de escoger la protección auditiva. Si el dispositivo es cómodo, el usuario es motivado a llevarlo durante toda la exposición al ruido, factor determinante para una protección real. 

  1. Ambiente

Si el ambiente laboral es de altas temperaturas y gran acumulación de polvo se recomienda utilizar tapones, mientras que en situaciones de exposición repetida a ruidos de corta duración es preferible usar orejeras o tapones con arnés ya que su colocación es más rápida. 

Normativa aplicable

La normativa aplicable a los equipos de protección auditiva como son las orejeras y tapones, se especifica en las ocho partes de la EN 352, bajo el siguiente detalle:

  1. Orejeras: generalidades (tipos pasivos: partes 1 y 3), requisitos de seguridad y ensayos (tipos electrónicos: partes 4, 5, 6 y 8).

  2. Tapones: generalidades (tipos pasivos: parte 2), requisitos de seguridad y ensayos para tipos dependientes del nivel (parte 7).

Normativa auxiliar: EN ISO4859-1/2 y 9612 (Acústica), EN ISO7731 y 9921 (Ergonomía)

Términos y definiciones claves

Es importante que se conozca los siguientes términos y definiciones dentro de la normativa actual de la protección auditiva, por si desean profundizar en el Real Decreto286/2006 y entiendan perfectamente lo que se refieren. 

Nivel de acción nacional (Lact): nivel de exposición diario al ruido (Lex,8h) por encima del cual es necesario usar protectores auditivos.

Nivel de acción pico nacional (Lact.pk): nivel de presión acústica de pico (Lp, Cpk) por encima de la cual es necesario usar protectores auditivos.

Atenuación efectiva: medida de la protección otorgada para un protector auditivo.

Nivel de presión acústica ponderado A (LpA): nivel de presión acústica en dB medido con el filtro de frecuencia ponderada A, conforme EN 61672-1 cuya atenuación efectiva por el protector acústico captada por el oído es el término LpA.

Nivel de presión acústica ponderado C (LpC): nivel de presión acústica en dB medido con el filtro de frecuencia ponderada C, conforme EN 61672-1.

Nivel pico de presión acústica efectivo en el oído (LpCpico): nivel pico de presión acústica en dB bajo el protector, originado por un nivel de presión acústica externa (LpCpico).

Sobreprotección: selección y uso de un protector auditivo con una atenuación demasiado alta que puede conducir a una sensación de aislamiento y dificultar la percepción de sonidos.

Según el RD286/2006 los valores inferiores de exposición diaria y pico en que se recomienda iniciar una acción se establecen en 80 dB(A) y en 135 dB (C), respectivamente y los valores superiores en los que se debe utilizar el protector auditivo son: LAeq, d = 85 dB (A) y LpCpico= 137 dB (C).

Perdida de audicion y cifrasProblemas de audicion y cuidados del oido

Nuestro blog

En esta sección del blog encontrará novedades de productos para personas con pérdida de audición y consejo sobre productos de nuestra web así como tipos de audífonos y marcas que puede encontrar en el mercado .

También comentaremos los distintos precios que puede encontrar en los distintos centros auditivos y consejos para el cuidado del oído para aquellas personas que tienen pérdida de audición como para prevenirla .

Quieres mejorar tu audición