Miringitis bullosa: síntomas y tratamientos

La miringitis bullosa es una enfermedad auditiva que puede tener dos orígenes: bacteriana o micótica. El oído de uno de los sentidos que te mantiene alerta ante lo que sucede a tu alrededor, por consiguiente, su cuidado es esencial. Sigue leyendo si deseas comprender más sobre este tema.

¿Cómo identificar la miringitis bullosa?

Como cualquier enfermedad, la miringitis bullosa presenta unos síntomas que permiten su identificación. Sin embargo, visitar a un especialista es lo indicado si comienzas a sentir molestias en tus oídos. Los síntomas y signos que aparecerán son:

  • Vesículas ubicadas en la membrana timpánica.
  • Dolor repentino que dura entre 24 a 48 horas.
  • Si presentas fiebre, será un indicativo de que el origen de la miringitis es bacteriano.
  • Secreciones provenientes del oído afectado (estas secreciones pueden tratarse de sangre o líquido seroso).
  • La sensación de presión en ese oído.
  • Se afecta el nivel auditivo del oído en cuestión.
  • Te sientes muy cansado.
  • Dolores de cabeza.
  • Dolores musculares.
  • Congestión y pérdida del apetito.

La mayoría de los casos se dan en la edad infantil, pero no es exclusiva de este grupo etario. Los adultos también pueden padecer de ella.

 

 

 

¿Qué hacer en caso de que el oído secrete sangre?

Si la sangre que proviene del oído es causada por la miringitis bullosa, se debe a que las vesículas proliferan hacia el oído externo y se rompen. Cuando esto sucede, ya sea sangre o líquido seroso, es necesario que sea aspirado.

¿Qué causa la miringitis bullosa?

Ninguna afección física surge de la nada, todas las enfermedades son provocadas por algún ente específico. Para conocer cuál es, se necesitan una serie de exámenes que lo comprueben. Miringitis bullosa causas:

  • Bacteriana (mayormente por la bacteria Streptococcus pneumoniae).
  • Micoplasma (es el factor más común en esta enfermedad).

En muchas de las veces que parece, se encuentra acompañada de gripe o de las diferentes infecciones que afectan el órgano auditivo.

Tratamiento indicado para eliminar esta enfermedad

El médico tratante, luego de haber realizado todas las evaluaciones pertinentes, te recetará los medicamentos que deberás tomar para sanarte. Básicamente se recetan las mismas medicinas que se utilizan en la otitis media aguda. Miringitis bullosa tratamiento:

  • Antibióticos.
  • Analgésicos.
  • Miringotomía (en la minoría de los casos).

Ten presente que si no tratas la enfermedad existe la posibilidad de una hipoacusia que persista en el tiempo.

¿Qué es la miringotomía?

La miringotomía es una pequeña intervención quirúrgica que se realiza en el tímpano a través de una incisión. En el caso de la miringitis bullosa se indica para eliminar las vesículas que aparecen en la membrana timpánica.

No es una práctica común en estos casos. Se acude a ella solo si es realmente necesaria para que la enfermedad desaparezca.

¿Qué pruebas deben ser indicadas para diagnosticar la miringitis bullosa?

Como el signo patognomónico de esta afección son las vesículas en el tímpano, el único examen que afirmará el diagnóstico es la exploración del oído. Por consiguiente, el otorrinolaringólogo o tu médico de cabecera, utilizará el otoscopio para comprobar la existencia de tales vesículas.

Como a estas burbujas también se le conoce como ampollas, a la miringitis bullosa también puedes encontrarla con el nombre de miringitis ampollar.  

¿Qué tiempo tarda en sanar la miringitis ampollar?

La miringitis bullosa cuánto dura. La respuesta a esta pregunta es: todos sus síntomas y signos desaparecerán por completo entre 7 a 10 días aproximadamente, si cumples con el tratamiento al pie de la letra. Pero el síntoma más molesto, que es el dolor, tiende a durar unas 24 a 48 horas.

¿Cómo se evita contraer esta enfermedad?

La miringitis ampollar es una enfermedad muy contagiosa, y el mayor porcentaje se presenta en los niños. Por lo tanto, cuando a tu hijo(a) lo diagnostiquen con ella, evita su contacto con otras personas. Si ya asiste al colegio, no lo envíes. Aíslalo el tiempo en el que esté cumpliendo con el tratamiento.

Esta será la mejor manera de no propagar la infección. Si algunos de los medicamentos indicados van aplicados directamente en el oído, cuando se los vayas a colocar a tu hijo(a) usa guantes estériles, luego, deséchalos. No toques tu cara ni tus oídos mientras tengas los guantes puestos.

 

 

 

Acude a tu médico si posees alguno de los síntomas de la miringitis bullosa

Si llegaste a este punto, ya conoces todos los detalles de la miringitis bullosa. Es importante que si tu hijo(a) o tú presentan algún problema auditivo, pidan una cita con el especialista y no dejen de asistir.

Recuerda que los oídos son órganos muy sensibles. Además, al estar ubicados en la cabeza, cualquier enfermedad que los afecte la altera. Sé cuidadoso y no introduzcas ningún objeto dentro de ellos. Perder la audición por una afección mal tratada o por una acción incorrecta, te causará muchos inconvenientes desagradables.    

Ahora puedes escuchar fácilmente cualquier cosa

Inscríbase para estar comunicado de las últimas novedades y descuentos

Solução auditiva recarregável alternativa para aparelhos auditivos

Precio: 309,00€

Comprar ahora