Hipoacusia Bilateral

Entre las patologías auditivas, saber que es la hipoacusia bilateral de forma puntual, pasa a ser importante porque tiende a confundirse con otros padecimientos. Su afectación pasa por la pérdida de la audición en ambos oídos sin tomar en cuenta la intensidad.

La misma, puede derivar de otras patologías que pueden ser tratadas o, todo lo contrario, he ahí la complejidad de esta condición a la hora de diagnosticarla. La primera recomendación para esta patología y cualquier del sistema auditivo, comienza por la revisión periódica, algo fundamental que la gran mayoría no hace.

Su sintomatología característica es:

  • Problemas para mantener conversaciones.
  • Complejidad para comprender conversaciones con varios interlocutores a la vez.
  • Necesidad de oír repetidas veces las palabras o frases.
  • Percepción alterada al estar en presencia de ruidos.
  • Dificultad para percibir sonidos agudos.
  • Requerimiento de altos volúmenes para entender consciente e inconscientemente.

Por lo antes expuesto, es importante que quien sospeche tal padecimiento aprenda a identificar los síntomas y acuda al médico especialista para tratar a tiempo antes de que se agrave.

Clasificación cuantitativa de la Hipoacusia Bilateral

La clasificación cuantitativa de una Hipoacusia se observa a través de la medición de los decibelios (dBHL), este valor reflejará el nivel mínimo en el que una persona escucha.

La audición normal está determinada en una escucha de sonidos suaves por encima de 20 dBHL, con este número como indicador, el estudio clasifica a la patología en: leve, moderada, severa y profunda.

1.   Hipoacusia Bilateral Leve

En este grado patológico, la persona que lo padece refleja dificultades del habla, sobretodo en situaciones de mucho ruido o cuando se trata de una voz de muy bajo volumen. La medición de audición para este caso pasa a ser entre 25 y 39 dBHL para poder escuchar.

2.   Hipoacusia Bilateral Moderada

Las personas que entran dentro de esta clasificación tienden a no entender una conversación con volumen de voz normal. La audición en estos casos se ubica entre 40 y 69 dBHL, grado hipoacúsico que amerita el uso de audífono (prótesis auditiva). 

3.   Hipoacusia Bilateral Severa

Este grado de padecimiento se presenta cuando la audición está 71 y 90 dBHL; condición que conlleva a la necesidad de prótesis auditivas o implantes cocleares debido a la incapacidad para escuchar lo que otro individuo dice, escuchando solamente uno que otro sonido fuerte.

4.   Hipoacusia Bilateral Profunda

A este nivel, ya la patología permite escuchar a más de 90 dBHL, condición en la que no se escucha ni entiende nada, salvo algunos sonidos muy fuertes. Aquí se recurre directamente a la lectura de labios, lengua de señas, información visual o implantes cocleares.

Hipoacusia Bilateral Mixta

Se llama de esta manera cuando la patología combina la hipoacusia conductiva con la neurosensorial, condición que refleja daños en el oído externo o medio y en el oído interno.

La hipoacusia bilateral mixta aparece por un problema en la cóclea y/o en el nervio auditivo (también llamado nervio vestibulococlear o nervio estatoacústico)

En cuanto a la hipoacusia neurosensorial, sus causas son diversas, pero en términos generales, se pueden clasificar en dos categorías:

  • Congénita: esta presente desde el nacimiento. Puede ser heredada o estar causada por un desarrollo anormal en las etapas de gestación del feto.
  • Adquirida: aparece después del nacimiento. Puede ser por traumatismo, presbiacusia, exposición crónica a ruidos, síndrome de Meniere y meningitis, medicamentos ototóxicos o un tumor en el sistema auditivo).

Sordera Bilateral

Cuando no le prestas atención a tu salud auditiva y sin saberlo estas desarrollando una hipoacusia bilateral, esto puede traer como consecuencia una sordera bilateral estable, progresiva o fluctuante, siendo estas dos últimas capaces provocarla.

Su síntoma más característico es la pérdida auditiva bilateral inequívocamente y su único tratamiento es la operación quirúrgica o adaptación de dos audífonos, uno para cada oído.

Diagnóstico y tratamiento de la Hipoacusia Bilateral

La forma de diagnosticar la patología pasa por un proceso analítico que consiste en:

  1. Anamnesis (exploración clínica para identificar al individuo, conocer sus dolencias, obtener una retrospectiva de él y determinar los elementos familiares, ambientales y personales relevantes.).
  2. Exploración física con otoscopia.
  3. Pruebas audiológicas (exploración audiométrica).
  4. Pruebas de imagen (TC, RM y arteriografía).
  5. Pruebas de laboratorio (detectoras de anticuerpos anticocleares y virus como rubéola, parotiditis, citomegalovirus, sarampión, entre otros).

El tratamiento de la hipoacusia bilateral dependerá del factor causante, pero su tratamiento suele incluir procesos como:

  • Extracción de tapones de cerumen.
  • Indicaciones de audífonos.
  • Cirugías otológicas como punción aspiración timpánica con instalación de colleras.
  • Timpanoplastías.
  • Cirugía radical de oído, entre otras alternativas de cirugía.

Además, en algunos casos, se puede indicar un implante coclear, siendo este el que más ha evolucionado como estrategia con el tiempo y es cada vez es más recomendado.

Asiste a una consulta médica si tienes alguno de los síntomas que aquí presentamos, recuerda que la prevención es la clave para disminuir o eliminar el daño que causan las enfermedades en el cuerpo humano.

Nuestro blog

En esta sección del blog encontrará novedades de productos para personas con pérdida de audición y consejo sobre productos de nuestra web así como tipos de audífonos y marcas que puede encontrar en el mercado .

También comentaremos los distintos precios que puede encontrar en los distintos centros auditivos y consejos para el cuidado del oído para aquellas personas que tienen pérdida de audición como para prevenirla .

Quieres mejorar tu audición